viernes, 28 de junio de 2013

Insurrección

 
Para los que nos vengais leyendo de forma regular, veréis que este blog ha terminado por convertirse en un reflejo más o menos acertado de nuestro país y su situación a pesar de que, en un principio, prentendíamos hacer de él un espacio donde no sólo cupiera la denuncia social, sino también el humor, la sátira o la poesía.
 
Releyendo el grueso de los textos, sin embargo, hemos comprobado cómo las circunstancias han podido con nosotros, hasta el punto de casi inhabilitarnos para escribir otra cosa que no contenga la palabra... ... "recesión", "prima de riesgo"o "déficit", dándole a "hayquejodersepuntocom" un tinte cada vez más oscuro y deprimente.
 
Por lo tanto, a partir de ahora y desde aquí, nos negamos a que semejante panda de mentirosos, ladrones, estafadores y, en el mejor de los casos inútiles, dobleguen nuestro espíritu. Intentaremos disfrutar con mayor frecuencia de la sencillez de la vida: ver unos niños jugando en el parque. Levantarnos por la mañana y mirar un cielo que, gris o azul, siempre está. Saborear la dichosa compañía de un amigo... El universo es demasiado grande y nosotros tan ínfimos, que es estúpido concederle una importancia desmesurada a determinadas cosas; la preocupación, el miedo y el desasosiego que nos han ido inculcando durante años, casi logró que confundiéramos lo importante con lo realmente esencial.
  
Sí, prometemos volver a escribir sobre esas pequeñas cosas de la vida y, principalmente, sobre aquello que merezca la pena; en definitiva, contar algo que se halle alejado de la basura que nos están obligando a tragar día tras día. Esta será nuestra propia revolución contra el Sistema. Prometemos dibujarnos una sonrisa todos los días, aunque en ocasiones resulte complicado. No obstante, después de todo, si volvemos la vista al abismo interior de cada uno, de seguro siempre encontraremos razones por las que estar contentos. Quizás sólo sea cuestión de pararse, cobrar conciencia y reflexionar.
 
 
La Minina
Imagen (Google)

5 comentarios:

  1. Pues si, hay que intentar que no nos amarguen.

    ResponderEliminar
  2. Pues está la cosa dificililla, aunque el humos nunca debe de faltar, eso sí, aunque esté el estómago vacío. Os recomiendo no ver la televisión, o si la veis, sólo películas, telefilms, fútbol, o programas de cotilleo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Fe de erratas: donde pone "humos" debería ser "humor", pero es que estoy que ardo últimamente.

    ResponderEliminar