sábado, 5 de noviembre de 2011

Bello-Antioquía como modelo

Como soñar es gratis, soñemos por un momento que el 20-N se salda con una derrota de los dos partidos políticos mayoritarios. Imaginemos que, a causa de los abusos de PP y PSOE, se forman en el país alianzas ciudadanas a favor del voto en blanco. Pensemos que con casi el 100% escrutado los votos de castigo a ambos partidos se reparten a partes iguales. Un sueño bello, profundo y nuestro, que diría el enorme Jesús de la Rosa, ¿verdad?.
Sin embargo, nada más real, al menos en Bello-Antioquía, municipio colombiano cuyos habitantes decidieron rebelarse de la mejor forma posible, cansados ya de las intrigantes maniobras del máximo candidato a la alcaldía del pueblo, German Londoño.
Londoño, de ideología consevadora e íntimo amigo del también corrupto Óscar Suárez Mira, dejó fuera de juego a todos y cada uno de los oponentes que obstaculizaban su escalada, hasta quedarse como único candidato a la alcaldía.
Con lo que no contaba este elemento era con la capacidad de...
...decisión de los antioqueños, los cuales mostraron una madurez envidiable en las urnas, que le castigaron con un 56,75% frente al 43,24% obtenido por él. De tal guisa, los resultados obligan a repetir unas elecciones que parecían ganadas de antemano por German. Imelda Blanco, nueva candidata en la carrera por la alcaldía, ha declarado que  "no es que Bello-Antioquía esté despertando, es que ya despertó".
¿Aprenderemos a despertar los demás?.

El Sietemesino
Imagen (Google)

5 comentarios:

  1. Poco a poco vamos despertando; pero todavía hay muchos despertadores que poner en hora.
    Tenemos muchos fachorras y muchos izquierdistas que se van a quedar haciendo el remolón en la cama unas "horas" más.

    No sé si será por el hecho de que hoy es 5 de Noviembre y la palabra "Revolución" flota más que ningún otro día del año; pero... sí, definitivamente eso es lo que necesitamos: poner patas arriba este puto país de una vez.
    ..
    ..
    ..
    Tampoco hace falta emular a Guy Fawkes y tratar de volar el Parlamento, pero... ¡¡Bueno!! quizás no sea tan mala idea, después de todo. xD

    Ta ta. Z

    ResponderEliminar
  2. En absoluto, al menos volarlo con bombas de abstención.

    ResponderEliminar
  3. Jaja, fuera de las ideas subversivas, el mundo necesita un cambio. Aquí un artículo interesante: http://www.desdeabajo.info/fondo-editorial/le-monde-diplomatique/edicion-105/item/18289-los-baby-teachers-hijos-del-neoliberalismo.html

    Saludos, amigo.

    ResponderEliminar
  4. Esperemos que no despertemos demasiado tarde y ya hayan saqueado todo lo que tenemos.

    ResponderEliminar
  5. Allí funcionó por ser una población relativamente pequeña, cuanto mayor es la cantidad de electores, más fácil resulta engañarlos y menos información se les da o pueden tener.
    Aquí habrá mucha abstención, pero será poca respecto al número de votantes, además se sumará al partido vencedor... la estafa está bien organizada.

    ResponderEliminar