viernes, 21 de octubre de 2011

Recelo

Desde ayer vengo asemejándome peligrosamente a Mourinho. Desde la tarde de ayer no dejo de preguntarme por qué; por qué he de creer en el comunicado de una banda especialista en romper pactos; por qué ahora, a un mes vista de las elecciones generales; por qué 600.000 dólares.
Quizás ETA se encuentra, como dicen, herida de muerte. Tal vez la proximidad con el 20-N no sea más que pura coincidencia. Puede que la intervención de Kofi Annan, y otros tantos negociadores, merezca 
la pena y se quede corta la nómina. Nada tan lejos de mi pretensión que criticar al Gobierno una maniobra, la cual puede abrirnos un nuevo horizonte donde las armas no tengan cabida en España. No es mi intención arremeter gratuitamente contra quienes median en tan delicado asunto. Siquiera busco dudar indiscriminadamente de un avance que ansía la paz. En absoluto. Al menos conscientemente.
Sucede, sin embargo, que en el subconsciente pesan doce incumplimientos del grupo armado, la inevitable
tendencia del político a hacer cualquier cosa por un voto y, principalmente, el rotundo rechazo a creer en una paz perdurable, obtenida mediante algo tan perecedero como el dinero.

El Sietemesino
Imagen (Google)  

6 comentarios:

  1. Gatopardo, los delincuentes comunes no tienen parte de la sociedad que los apolle, no tienen regímenes penitenciarios especiales, no tienen tribunales de excepción, no se les aplica la ley antiterrorista, etc...
    El hecho de que no compartamos su "lucha" y sus métodos terroristas, no que tiene hacernos miopes a la realidad. Delincuentes sí, comunes no.

    Saludos indignados!
    http://15mikel.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  2. ETA murió hace tiempo. Concretamente el 11 de Septiembre de 2001. Los atentados de Nueva York hicieron ver al mundo las consecuencias de la sinrazón y la barbarie en directo. Evidenciaron algo que aquí ya teníamos muy claro: que no hay causa, por justa que sea o que se crea, que justifique tal descerebrada violencia. Así el terrorismo pasó de ser un incómodo compañero de viaje de unos cuantos países como el nuestro a convertirse en un problema de alcance global. Por momentos incluso, y muy convenientemente para algunos, el mayor problema global. Años después la crueldad de los atentados del 11-M de Madrid apartó definitivamente a los pocos que aún justificaban la opción violenta. Los terroristas nunca volverían a ser "milicias políticas" o "movimientos de liberación" de cara a la opinión pública internacional. Pasaron por fin a ser asesinos, sin puntualizaciones ni paliativos. El lado romántico-ideológico de la lucha armada defendido antaño por un pequeño sector del intelectualismo había quedado sepultado para siempre bajo la zona cero y Atocha.

    Es cierto que la Democracia en España, el Estado de Derecho y la acción policial han acorralado a ese loco herido de muerte que era ETA. Pero el triunfo final de la razón no debe hacernos olvidar, si pretendemos que este muerto no resucite jamás, que se han tomado atajos. hay legislación de excepción política en España (p.ej. Ley de Partidos). 27 asesinatos del GAL). Se prohíben partidos políticos en Euskadi que rechazan expresamente la violencia, dispersión y aislamiento de presos, se han cerrado medios informativos violando así el derecho a la libertad de expresión y se ha hecho la vista gorda en múltiples casos de tortura.

    Hoy toca recordar a todas las víctimas y también celebrar… ¡Agur ETA!, ¡¡Hasta nunca!!

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. De momento solo han cesado con la violencia, aun falta la disolución y entregar las armas; pero el sentimiento terrorista tardará muchísimos años en desaparecer... ahí está el ejemplo del IRA. Estos no son procesos que se resuelvan de la noche a la mañana y aunque, sí, hay parte de recelo, tenemos que confiar un poco en que esta vez será la definitiva.
    Y si como dicen muchos, ha sido una maniobra pactada para el 20N... a mi me da igual la manera, en si han pactado o no; lo importante será un resultado de fin del terrorismo.

    Ta ta. Z

    ResponderEliminar
  5. Yo podría explicarte las razones por las que esta vez la decisión es firme. Formo parte desde la heterodoxia de lo que se conoce como izquierda abertzale y he vivido en carnes propias muy de cerca un conflicto armado que literalmente me ha salpicado de sangre y de odio. Hemos peleado desde dentro mucha gente contra los extremos en una y otra dirección para llegar al momento presente y te aseguro que la decisión es irreversible. Tan sólo existe el riesgo de que alguna facción disidente intentara algún movimiento final si las negociaciones para una salida digna se estancaran, aunque incluso eso me parece una posibilidad remota y condenada a un rápido fracaso. Más probable me parece que la ultraderecha intentara, valiéndose de la posición de dominación mediatica en que se encuentarn hacer uso de la mano negra en algún momento, y como ocurrió en Madrid aquel fatídico 11 de marzo, trataran de atribuir la autoría a ETA, buscando réditos electorales o tratando de justificar nuevas recortes en el sistema de libertades públicas. Las heridas están muy abiertas y el facherio se ha instalado en el discurso de la venganza y de la unilateralidad de la culpa; son ahora mismo elementos muy, pero que muy peligrosos debido al envalentonamiento fanático que practican. ¿Que ocurrio en Alemania aquella noche de noviembre de 1938...? Podría disertar horas, dias, meses, años, sobre los abusos y crímenes nunca narrados, jamás televisados. Es un tema que me llega y hiere tanto que como habreís visto no he querido ni siquiera mencionar en mi blog. Me he dejado lo mejor de mi vida en esta historia. Saludos

    ResponderEliminar