domingo, 5 de diciembre de 2010

Croquetas

     -Qué es lo que define a una croqueta: ¿su forma o los ingredientes que la componen?-.

      Con esta pregunta comenzó el presidente del gobierno la cumbre anual, y no pocos de los asistentes se inclinaron, hasta sufrir una luxación lumbar, por la primera opción, mas como el grueso del total congregado optó por la segunda, pronto apareció la madre de todas las certezas: la duda.

       Y continuó: -Estimados compañeros de intereses, es lícito pensar que los ingredientes son el elemento que determina a una croqueta, pero más loable es reconocer que existen...
 ...diferentes tipos como pueden ser las de jamón, bacalao o pollo y no por ello dejan de tener tal estatus-.

       Semejante diplomática reflexión dio paso a una miscelánea de murmullos, gesticulaciones e incluso gritos, por lo cual hubo de intervenir el moderador: -Bueno, hombre, bueno... No me gusta cómo caza la perrita...-.

       A medida que el silencio empezaba a retomar su asiento en la sala, el líder opositor se incorporó de su sillón con la decisión que proporciona la verdad, y espetó: -Si bien es cierto, señor presidente que, como bien ha dicho, parece poco probable que los ingredientes sean el factor que define a una croqueta, no es menos verdad que, aunque algunas de jamón, pollo o bacalao, todas contienen bechamel.

       Entre el júbilo, la euforia y el éxtasis que despertaron esas palabras en los asistentes, se pudo escuchar, al fin, el dictamen esperado: -Se aprueba por extensa mayoría la propuesta de subida salarial a ministros y diputados porque así lo quiere la Providencia-.

       El Sietemesino
       Foto (Google)

10 comentarios:

  1. Esto se desmorona y estoy comenzando a entrar en un estado total de catarsis. A lo mejor, tras el desastre total sólo unos pocos quedarán para reconstruir, lo que otros han jodido a base de bien.

    ResponderEliminar
  2. Hola
    Un post surrealista aunque con tintes reales
    saludos

    ResponderEliminar
  3. Las croquetas producen acidez de estómago. Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Mientras nos podamos subir el sueldo da igual de lo que debatamos.

    ResponderEliminar
  5. La verdad es que, últimamente, me imagino más o menos así las reuniones, cumbres y demás "saraos" políticos.
    ¡Ah! ¡el circo de la política!

    Respecto a tu respuesta en mi entrada de hoy: si, es cierto que los años no pasan en balde y cada vez te aclimatas más a ciertas costumbres; pero cada vez cuesta más recuperarse de ellas, jaja.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. No he visto excusa peor que las croquetas para subirse el sueldo... Me he quedado alucinada.

    ¡¡Se suben el sueldo por croquetazo!! ja ja ja ¡¡¡Serán caraduras!!!

    ¡¡Así nos vá en todo el mundo...!!

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  7. por una croqueta se suben el sueldo, ¡que cosas!

    ResponderEliminar
  8. Hola, te devuelvo la visita que un día hiciste a mi blog.

    Muy interesante ésta y otras entradas que he leído.

    Una de las pocas cosas en las que siempre están de acuerdo gobierno y oposició es en subirse el sueldo, el procedimiento para llevarlo a cabo es lo de menos

    Saludos

    ResponderEliminar
  9. Siempre habrá un desalmado malnacido que atreviéndose a enfrentarse a la gran mayoria, será muy capaz de llegar a proclamar que mucho mejores que las de una madre ha llegado a probar.

    ResponderEliminar