martes, 6 de marzo de 2012

Máscaras fuera

La temporada 2011/12 de fútbol pasará a la historia como la temporada en que el Real Madrid ganó una Liga al mejor Barcelona de todos los tiempos, batió el récord de victorias consecutivas en partidos oficiales e hizo pleno de puntos en la UEFA Champions League. Un sueño perfecto, si no fuera porque el presente también será recordado por la memoria colectiva como el curso que marcó el final del baile de los disfraces: "villaratos" y "canguelos" borraron de una vez por todas la presunta imparcialidad y seriedad de la que se jactaban ciertos medios informativos; aficionados abonados a las glorias deportivas que campean por España tomaron a modo de lema una acción sonrojante, esperpéntica; el especial coleccionatítulos mejor pagado de la historia no pudo siquiera igualar, teniendo un equipo mil veces superior, lo conseguido en otros clubes inferiores; con la bota derecha un central valorado en 30 millones de euros pisoteo señorío, fair...
...play y la mano del 5º grande; tampoco jugadores que siempre hicieron de la mesura un estilo de vida supieron abstraerse y se salieron de sus Casillas ante derrotas inapelables; los subterráneos, llamémosle párking, de campos ilustres se convirtieron en escenarios donde emular a cualquier miembro de la familia Corleone; y a partir de entonces los ayudantes de entrenador hubieron de agenciarse antes de cada encuentro además de chicles y botellas de agua, unas gafas de buzo para evitar la ira inoportuna de cualquier dedo frustrado que por allí pasara.
De la campaña 2011/12 se destacará, en definitiva, que el equipo más emblemático de España puso fin a tres años de Barçocracia a base de espectáculo, goles y fútbol del bueno. Un sueño perfecto sino fuera porque también se recordará que ese mismo equipo, el más emblemático digo, se negó a ceder su estadio para disputar la final de un campeonato del que siempre fue principal valedor. ¡Enhorabuena! (por los éxitos, claro)

El Sietemesino
Imagen (Google)

4 comentarios:

  1. Uf, imposible comentar, sé más de física nuclear que de fútbol.

    ResponderEliminar
  2. Todavía esta por ver que se termine la "Barçocracia"

    ResponderEliminar
  3. Sí, estoy de acuerdo. Lamentablemente, como barcelonista me apena la deriva que apunta el Barcelona haciendo cosas similares...sin llegar a compararlos

    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  4. Lástima que cuando algunos empezaban a caerme bien (Casillas, Alonso, .... ?, bueno, esos) han vuelto a las andadas, a lo de siempre. Y sí. espero que en el otro lado, no vuelvan a caer en lo de antes e igualarse en la vulgaridad y la soberbia. Lo bueno de esta situación es que me voy a volver a borrar.

    ResponderEliminar