miércoles, 12 de octubre de 2011

Deudocracia

Este fin de semana se celebraron en Madrid dos jornadas organizadas por la plataforma cívica "¿Quién Debe a Quién?", a fin de analizar las diferentes deudas contraídas por Europa.
En ellas han participado numerosos expertos y activistas que han estudiado los déficits de sus respectivos países, así como las posibles alternativas.
La conclusión a la que llegaron fue la siguiente: "La deuda de Europa es ilegítima, ya que se debe principalmente al rescate del sector financiero". "Vivimos una dictadura financiera, que impone sobre la ciudadanía el peso de una deuda acumulada por el sector privado para financiar la especulación inmobiliaria y las exportaciones de países como Alemania".
Es decir, han hecho recaer el "debe" de las privadas sobre ti, sobre mí y sobre Maroto el de la Moto a...
... través de ajustes sociales, sin que se sepa a día de hoy el origen de tanto atropello.
Además propusieron (a lo que me uno), que se realicen auditorías ciudadanas en cada una de las naciones afectadas para averiguar en qué consiste su deuda.
Es lógico que el pueblo cargue con semejante lastre siempre y cuando éste sea consecuencia de la construcción de hospitales, escuelas, carreteras, etc...pero de ningún modo debe pagar por el mal hacer de bancos y demás.
Viviendo en una democracia capitalista donde la empresa privada no comparte nada cuando obtiene beneficios, es de suponer que si generan pérdidas las asuman ellas solitas.
Sin embargo nada más lejos de la realidad, pues los principales responsables de la precaria situación general
continúan repartiéndose jugosos dividendos a costa, por ejemplo, de la carencia de prestaciones entre los parados, o la insuficiencia de personal médico en las consultas, o las subidas de impuestos, o qué sé yo.
El caso es que siempre nos toca a los mismos pagar los platos que rompen otros, y lo más triste es que nos resignamos a ello dado que siempre ha sido así y "no vale la pena calentarse los cascos, ¿o acaso vas a cambiar el mundo tú solo?".

La Minina
Imagen (Google)

7 comentarios:

  1. Hace unos días el genial EL ROTO, decía en su viñeta: capitalismo total con dinero público.

    ResponderEliminar
  2. Los recortes habría que hacerlos en el escroto de algunos.
    La soberanía nacional de la mayor parte de países está en peligro, se esta privatizando hasta lo más básico, llegará un momento en el que no sea posible la vuelta atrás. perteneceremos a alguna empresa, no seremos ciudadanos, sino empleados y no precisamente bien tratados.

    ResponderEliminar
  3. Qué genial explicación y bastante didáctica. Gracias Minina, por explicarle a todos que el capitalismo no es la gran cosa.

    ResponderEliminar
  4. Pues empecemos a movernos para conseguirlo. Ecuador lo ha hecho, reduciendo su deuda pública en 2/3 del total. Islandia ha sido más drástica, sencillamente no pagó porque no era su deuda, y porque los culpables los podían encontrar en Miami y apresarlos para juzgarlos. Creo que toda Europa debería hacer lo mismo: negarse a pagar la deuda que sea ilícita mientras los bancos se enriquecen. No nos olvidemos de la cita que tenemos este sábado de movilización internacional contra la dictadura de los mercados.
    Salud y un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Los que controlan el crédito de una nación, controlan a sus gobiernos.
    Las políticas neoliberales son tremendamente injustas y acrecientan la crisis. Es necesario combatir estos atropellos ejerciendo la democracia real en nuestras calles y plazas.

    Saludos indignados!!! Te sigo...
    http://15mikel.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  6. Por cierto, yo también soy sietemesino...

    Salud!!!
    http://www.youtube.com/user/HAl9000Mikel

    ResponderEliminar
  7. El liberalismo sin responsabilidad social y cargando las pérdidas sobre un dinero ajeno es un inmenso casino, nada más, que prostituye su propio y decente origen, supongo. Algo así decía Keynes, pero no me acuerdo de como era, él lo decía mejor ;PP

    Un saludo :)

    ResponderEliminar